MENTIRA 32: Si quieres recibir una Corona, debes llevar primero la Cruz

Lo que los religiosos nos quieren decir con esta afirmación es que los cristianos debemos pagar un precio para poder recibir la corona de la vida, para poder ir al cielo. Es impresionante la gran imaginación de los religiosos a la hora de querer manipularnos para que nos pongamos a obrar y a obrar y a obrar y a obrar sin descanso alguno.

La cruz de Cristo NO es la suegra, no es el jefe, no es el marido, no es una enfermedad . . . la Cruz de Cristo es donde los cristianos hemos sido crucificados, es en esta cruz donde los cristianos hemos muerto. En este sentido nos podemos gloriar en la cruz de Cristo, una cruz donde Cristo venció al pecado, al diablo y al mundo. La Cruz NO fue un lugar de derrota, fue un lugar de triunfo: ¡CONSUMADO ES!

“Pero jamás acontezca que yo me gloríe, sino en la cruz de nuestro Señor Jesucristo, por el cual el mundo ha sido crucificado para mí y yo para el mundo.”
Gálatas 6:14

Sin embargo, cuando los religiosos hablan de “llevar la Cruz” se refieren a los sufrimientos y padecimientos de la vida, sinceramente no hace falta ser cristianos para pasar necesidad, para no tener trabajo, para tener problemas en el matrimonio, para tener problemas de salud . . . todos tenemos problemas de algún tipo, todos pasamos por momentos difíciles, pero esto NO es la Cruz, estos problemas son parte de la vida que nos ha tocado vivir en este periodo de transición hasta que Jesús venga o hasta que nosotros vayamos a Él.

El fundador y primer presidente de los llamados “Testigos de Jehová” solía decir: “No hay corona sin cruz” y es verdad, pero esa cruz no es la que yo cargo cada día como muchos enseñan, esa cruz es la de Cristo, por eso, sin la Cruz de Cristo el hombre NO puede tener la corona de la vida, Cristo se desnudó en la Cruz para que pudiéramos tener ropas de salvación y un manto de justicia; Cristo bebió vinagre en la Cruz para que nosotros pudiéramos beber del agua de la vida; el corazón de Cristo fue traspasado para que nuestro corazón pudiese ser sanado; Cristo murió en maldición porque maldito es todo aquel que es colgado en un madero para que nosotros pudiésemos vivir en bendición porque con Cristo hemos sido bendecidos con toda bendición espiritual; Jesús fue coronado en la cruz con una corona de espinas para que nosotros pudiéramos ser coronados con una corona de justicia y de vida.

“En el futuro me está reservada la corona de justicia que el Señor, el Juez justo, me entregará en aquel día; y no sólo a mí, sino también a todos los que aman su venida.”
II Timoteo 4:8

Termino dando una breve explicación a las palabras de Jesús cuando dijo que debemos llevar nuestra cruz (Mt. 16:24; Mc. 8:34; Lc. 9:23), Jesús dijo esto antes de morir a sus seguidores, por tanto, para los oyentes, lo que Jesús les estaba diciendo es que si querían seguirle, debían estar dispuestos a morir, Jesús NO les hablaba de forma simbólica, ni figurativa, Jesús les hablaba de una cruz literal-real y de una muerte literal-real, de hecho, estudiando la historia, vemos como muchos creyentes murieron en cruces, pero estos mártires ya habían oído las advertencias de su amado Maestro cuando les dijo que debían llevar SUS cruces y estar dispuestos a perder SUS vidas por causa del Evangelio.

“Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome SU CRUZ, y sígame. Porque todo el que quiera salvar su vida, la perderá; y TODO EL QUE PIERDA SU VIDA POR CAUSA DE MÍ, LA HALLARÁ.”
Mateo 16:24 y 25

© 2019 Ministerio Luz a las Naciones

We use cookies on our website. Some of them are essential for the operation of the site, while others help us to improve this site and the user experience (tracking cookies). You can decide for yourself whether you want to allow cookies or not. Please note that if you reject them, you may not be able to use all the functionalities of the site.