Elí, Elí ¿Láma Sabactani?

Creo que NO es necesario traducir estas palabras, ¿verdad? Es muy interesante que estas palabras de Jesús fuesen conservadas en el Evangelio de Mateo y en el Evangelio de Marcos en la lengua que Jesús usó en la cruz, sin embargo, Jesús dijo otras cosas muy importantes:

ANI OR HAOLAM – Juan 8:12 (Yo soy la Luz del Mundo)

ANOJI HADEREJ VEHAEMET VEHAJAIM – Juan 14:6 (Yo soy el camino, la verdad y la vida)

ANOJI HU LEJEM HAJAIM – Juan 6:35 (Yo soy el pan de vida)

ANOJI HU HAROE HATOV – Juan 10:10 (Yo soy el buen Pastor)

Estos son ejemplos de algunas afirmaciones que Jesús hizo y que NO han quedado reflejadas en los Evangelios como ha quedado reflejada la expresión:

ELÍ, ELÍ, ¿LÁMA SABACTANI?
DIOS MÍO, DIOS MÍO,
¿POR QUÉ ME HAS DESAMPARADO?
Mateo 27:46

Pregunta: ¿Por qué Mateo y Marcos tienen especial interés en mantener estas palabras en su idioma original? . . . Porque hay un Salmo que comienza con estas mismas palabras, por tanto, estas palabras contenían un mensaje dirigido al Pueblo de Israel, a todos los que saben hebreo y conocen las Escrituras, en el momento que Jesús dijo “ELÍ, ELÍ, ¿LÁMA SABACTANI?”, estaba enviando este mensaje:

Yo soy el Mesías, yo soy la persona de la que habla el Salmo 22.

Algunos que NO saben este trasfondo, creen que el Padre abandonó a Jesús en la Cruz, ya que estaba llevando los pecados del mundo, sin embargo, esto NO es cierto, el Padre NUNCA abandonó a Jesús, el Padre es uno con el Hijo (Jn. 10:30). Además, cuando Jesús se dirigía a Dios y hablaba con ÉL, NUNCA se dirigió a Él usando la expresión “Dios mío”, Jesús siempre se dirigió a Dios diciendo: ABBA – PADRE (Mt. 6:6 y 9; 10:32 y 33; 11:25 y 26; 15:13; 24:26; 26:29, 39, 42, 53 / Mc. 14:36 . . .). Como podemos ver estas palabras NO eran para el Padre, eran para que todo Israel supiese que Jesús era el Mesías esperado, de hecho, cuando Jesús se dirige a Dios en la cruz vemos que le llama Padre:

“PADRE, perdónalos, porque no saben lo que hacen.”
Lucas 23:34

“PADRE, en tus manos encomiendo mi espíritu.”
Lucas 23:46

¿No te ha pasado que alguien comienza a cantar una canción y tú puedes continuar cantándola? El libro de los Salmos es un libro de canciones, todo judío conocía sus canciones, por eso, cuando Jesús comienza el Salmo / Canción, todos los presentes sin ningún tipo de problema podrían seguir la canción . . . y esta era la asombrosa canción:

“DIOS MÍO, DIOS MÍO, ¿POR QUÉ ME HAS DESAMPARADO?
¿Por qué estás tan lejos de mi salvación, y de las palabras de mi clamor?
Dios mío, clamo de día, y no respondes;
Y de noche, y no hay para mí reposo.
Pero tú eres santo,
Tú que habitas entre las alabanzas de Israel.
En ti esperaron nuestros padres;
Esperaron, y tú los libraste.
Clamaron a ti, y fueron librados;
Confiaron en ti, y no fueron avergonzados.
MAS YO SOY GUSANO Y NO HOMBRE;
OPROBIO DE LOS HOMBRES, Y DESPRECIADO DEL PUEBLO.
TODOS LOS QUE ME VEN ME ESCARNECEN;
ESTIRAN LA BOCA, MENEAN LA CABEZA, DICIENDO:
SE ENCOMENDÓ AL SEÑOR; LÍBRELE ÉL;
SÁLVELE, PUESTO QUE EN ÉL SE COMPLACÍA.
PERO TÚ ERES EL QUE ME SACÓ DEL VIENTRE;
EL QUE ME HIZO ESTAR CONFIADO DESDE QUE ESTABA A LOS PECHOS DE MI MADRE.
SOBRE TI FUI ECHADO DESDE ANTES DE NACER;
DESDE EL VIENTRE DE MI MADRE, TÚ ERES MI DIOS.
No te alejes de mí, porque la angustia está cerca;
Porque no hay quien ayude.
Me han rodeado muchos toros;
Fuertes toros de Basán me han cercado.
ABRIERON SOBRE MÍ SU BOCA
COMO LEÓN RAPAZ Y RUGIENTE.
HE SIDO DERRAMADO COMO AGUAS,
Y TODOS MIS HUESOS SE DESCOYUNTARON;
MI CORAZÓN FUE COMO CERA,
DERRITIÉNDOSE EN MEDIO DE MIS ENTRAÑAS.
COMO UN TIESTO SE SECÓ MI VIGOR,
Y MI LENGUA SE PEGÓ A MI PALADAR,
Y ME HAS PUESTO EN EL POLVO DE LA MUERTE.
PORQUE PERROS ME HAN RODEADO;
ME HA CERCADO CUADRILLA DE MALIGNOS;
HORADARON MIS MANOS Y MIS PIES.
CONTAR PUEDO TODOS MIS HUESOS;
ENTRE TANTO, ELLOS ME MIRAN Y ME OBSERVAN.
REPARTIERON ENTRE SÍ MIS VESTIDOS,
Y SOBRE MI ROPA ECHARON SUERTES.
Mas tú, Señor, no te alejes;
Fortaleza mía, apresúrate a socorrerme.
Libra de la espada mi alma,
Del poder del perro mi vida.
Sálvame de la boca del león,
Y líbrame de los cuernos de los búfalos.
ANUNCIARÉ TU NOMBRE A MIS HERMANOS;
EN MEDIO DE LA CONGREGACIÓN TE ALABARÉ.
Los que teméis al Señor, alabadle;
Glorificadle, descendencia toda de Jacob,
Y temedle vosotros, descendencia toda de Israel.
PORQUE NO MENOSPRECIÓ NI ABOMINÓ LA AFLICCIÓN DEL AFLIGIDO,
NI DE ÉL ESCONDIÓ SU ROSTRO;
SINO QUE CUANDO CLAMÓ A ÉL, LE OYÓ.
De ti será mi alabanza en la gran congregación;
Mis votos pagaré delante de los que le temen.
Comerán los humildes, y serán saciados;
Alabarán al Señor los que le buscan;
Vivirá vuestro corazón para siempre.
Se acordarán, y se volverán al Señor todos los confines de la tierra,
Y todas las familias de las naciones adorarán delante de ti.
Porque del Señor es el reino,
Y él regirá las naciones.
Comerán y adorarán todos los poderosos de la tierra;
Se postrarán delante de él todos los que descienden al polvo,
Aun el que no puede conservar la vida a su propia alma.
La posteridad le servirá;
Esto será contado del Señor hasta la postrera generación.
Vendrán, y anunciarán su justicia;
A pueblo no nacido aún, anunciarán que ÉL HIZO ESTO.”
SALMO 22

En el versículo 6 hemos leído:

“MAS YO SOY GUSANO (hebreo: TOLA) Y NO HOMBRE”

La palabra hebrea que aquí se usa para gusano es “TOLA”, esta palabra significa “CARMESI”, Jesús fue carmesí por la sangre que le cubría y porque estaba llevando nuestros pecados en su cuerpo (I P. 2:4).

“Venid luego y estemos a cuenta: si vuestros pecados fueren como la grana, como la nieve serán emblanquecidos; si fueren rojos como el carmesí (TOLA), vendrán a ser como blanca lana.”
Isaías 1:18

En los versículos 16-18 hemos leído:

“PERROS ME HAN RODEADO; ME HA CERCADO CUADRILLA DE MALIGNOS; HORADARON MIS MANOS Y MIS PIES. CONTAR PUEDO TODOS MIS HUESOS; ENTRE TANTO, ELLOS ME MIRAN Y ME OBSERVAN. REPARTIERON ENTRE SÍ MIS VESTIDOS Y SOBRE MI ROPA ECHARON SUERTES.”

Los perros son los romanos, los judíos llamaban a los gentiles “perros”, estos perros malignos horadaron las manos de Jesús y sus pies, también repartieron la ropa de Jesús echando suertes sobre ella. Estos romanos eran ajenos a la cultura judía y no conocían la Escritura, por tanto, nadie podría decir que estaban forzando el cumplimiento de una profecía y como podemos leer en los Evangelios, todo lo dicho acerca de Jesús se cumplió.

El mensaje para Israel fue tremendo y muy claro. El profeta Isaías afirma que . . .

“nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y afligido.”
Isaías 53:4b

Israel pensó que Dios estaba azotando a Jesús, que Dios estaba hiriéndole y afligiéndole, sin embargo, Jesús estaba siendo azotado por nuestros pecados y herido por nuestras rebeliones.

“Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre él, y por su llaga fuimos nosotros curados.”
Isaías 53:5

La cruz era para los peores criminales y para los judíos era morir siendo un maldito por Dios (Dt. 21:23), por eso, la muerte de Cruz era una vergüenza para todos, pero en realidad, él se hizo maldición y él se hizo pecado por todos nosotros. El Padre NUNCA abandonó a Jesús, el Padre NUNCA abandona a sus hijos.

“PORQUE NO MENOSPRECIÓ NI ABOMINÓ LA AFLICCIÓN DEL AFLIGIDO, NI DE ÉL ESCONDIÓ SU ROSTRO; SINO QUE CUANDO CLAMÓ A ÉL, LE OYÓ.”
Salmo 22:24

  • Jesús se hizo pecado para que nosotros fuésemos constituidos justos.
  • Jesús se hizo maldición para que nosotros fuésemos bendecidos.
  • Jesús fue pobre para que nosotros fuésemos enriquecidos.
  • Jesús fue herido para que fuésemos sanados.
  • A Jesús le desnudaron en la cruz para que nosotros pudiésemos vestirnos con ropas de salvación y con manto de justicia.

Termino mi pequeño estudio poniendo la última parte del último versículo del Salmo que hemos visto:

“A pueblo no nacido aún, anunciarán que ÉL HIZO ESTO.” v. 31

JESÚS HIZO ESTO CUANDO DIJO . . . “¡CONSUMADO ES!” Juan 19:30