¿Tienes miedo a los demonios?

Si tienes miedo a los demonios posiblemente estés en una Religión porque las Religiones necesitan el temor para tenerte atado y bien atado, muchos estudiosos afirman que la palabra Religión viene de la palabra RELIGARE, dicha palabra significa “Atar fuertemente”, por eso, los religiosos están atados y no pueden ser libres. Jesús NO vino a atarte, él vino a liberarte de todas tus ataduras, Jesús NO vino a darnos una nueva Religión porque la Religión produce ataduras y temor.

“Varones atenienses, en todo observo que sois MUY RELIGIOSOS”
Hechos 17:22

La palabra griega que está usando Pablo cuando se dirige a los atenienses es DEISIDAIMON, esta palabra procede de dos palabras: DEIDO = TEMER y DAIMON = DEMONIOS / DIOSES PAGANOS, por eso, en algunas versiones encontramos que dicha palabra se ha traducido por SUPERSTICIOSOS.

El gobernador Festo usa la misma palabra refiriéndose a la Religión de los Judíos:

“sino que tenían contra él ciertas cuestiones acerca de su RELIGIÓN, y de un cierto Jesús, ya muerto, el que Pablo afirmaba estar vivo.”
Hechos 25:19

La palabra griega para RELIGIÓN en este versículo es DEISIDAIMONÍA que quiere decir EL TEMOR A LOS DEMONIOS / DIOSES PAGANOS.

Jesús NO ha venido para que vivamos en temor, ha venido para quitar nuestros temores; Jesús NO ha venido para atarnos, ha venido a liberarnos de toda atadura, por eso, el Cristianismo NO es una Religión (aunque así sea considerada por muchos), el Cristianismo es Cristo, es Su vida obrando en nosotros.

Si somos supersticiosos, si tememos a los demonios, que no te quepa la menor duda, estamos viviendo en una Religión que nos ha atado fuertemente.

“Jesús le dijo: YO soy el camino, la verdad y LA VIDA”
Juan 14:6a

“YO he venido para que tengan VIDA, y para que la tengan en abundancia.”
Juan 10:10b

“Estad, pues, firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres, y no estéis otra vez sujetos al yugo de esclavitud.”
Gálatas 5:1

“En el amor no hay temor, sino que el perfecto amor echa fuera el temor”
I Juan 4:18a

“y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres.”
Juan 8:32

Esta reflexión pertenece a una de las Paradas de mi libro:

MI COMPAÑERO DE VIAJE

© 2019 Ministerio Luz a las Naciones

We use cookies on our website. Some of them are essential for the operation of the site, while others help us to improve this site and the user experience (tracking cookies). You can decide for yourself whether you want to allow cookies or not. Please note that if you reject them, you may not be able to use all the functionalities of the site.