La Religión mata

Todos hemos oído que Jesús NO vino a traer una Religión nueva y esto es una gran verdad porque Él vino a darnos vida y todos sabemos que la Religión mata, la Religión produce orgullo, odio, muerte . . . Jesús nunca tuvo en mente fundar una nueva Religión porque Él sabía muy bien el mal que la Religión ha causado y causa en la vida de los hombres.

Fueron los religiosos “piadosos” los que dijeron que Jesús era un hijo de fornicación y que estaba endemoniado, también fueron los que le escupieron y le abofetearon, fueron los que le acusaron de no guardar sus leyes y tradiciones y, al final, estos “santos” religiosos le llevaron a la Cruz.

Jesús fue una víctima más del sistema de opresión y esclavitud al que nosotros llamamos “Religión”, los religiosos tienen que mantener su poder, su autoridad y el control sobre las personas y están dispuestos a usar cualquier medio para deshacerse de cualquiera que sea una amenaza para ellos, los religiosos quieren mantener el negocio que tienen montado en el Templo a costa de sus fieles súbditos, los religiosos quieren seguir humillando a los pobres, a los enfermos, a las prostitutas, a los leprosos, a los marginados, etc, etc, etc, por eso, cuando viene Jesús y nos presenta a un Dios de Amor, a un Dios misericordioso, a un Dios perdonador, a un Dios clemente, a un Dios bueno con todos los hombres, los religiosos tuvieron que actuar debido a lo que Jesús estaba predicando y mostrando con sus acciones cuando se pone del lado de los marginados comiendo con ellos, cuando tiene mujeres discípulas, cuando toca a los leprosos y enfermos, cuando quebranta las tradiciones religiosas de los ancianos de bendita memoria.

Los religiosos inspirados por sus doctrinas llevaron a Jesús a la muerte, Jesús fue asesinado en el nombre del dios de la Religión, los que le llevaron a la Cruz creían que estaban sirviendo al Dios verdadero, creían que Dios inspiraba su odio, su guerra, su indignación, pero este dios NO era el Dios verdadero, ni el Dios de la Biblia, ni el Dios que Jesús vino a darnos a conocer. Jesús fue la víctima de la Religión, Jesús murió porque la Religión era lo más importante en la vida de los hombres, por eso, Jesús NO pudo traer algo que produce desigualdades, jerarquías, violencia, guerras, odio, muerte y zombis . . . Jesús vino a darnos VIDA.

Jesús fue el cordero inocente, la víctima inocente, que cuando estaba muriendo lo único que pudo decir fueron palabras llenas de gracia, amor y perdón, incluso para los que le llevaron a la Cruz: “Padre, perdónalos porque no saben lo que hacen.”. Jesús fue la víctima inocente que perdonó a su verdugo. Definitivamente, Jesús NO ha venido a darnos una Religión porque la Religión MATA.

© 2019 Ministerio Luz a las Naciones

We use cookies on our website. Some of them are essential for the operation of the site, while others help us to improve this site and the user experience (tracking cookies). You can decide for yourself whether you want to allow cookies or not. Please note that if you reject them, you may not be able to use all the functionalities of the site.