Shabat 24/7

¿Has guardado el Shabat como enseña el Judaísmo? Yo sí . . . en el Shabat se hacen oraciones, se cantan canciones, se come muy bien, se descansa, no se trabaja . . . ¿Te imaginas poder guardar el Shabat todos los días orando, cantando y comiendo una buena comida? Tengo Buenas Noticias para ti, en Cristo podemos hacerlo porque ÉL es nuestro Shabat. Los que hemos puesto nuestra fe y confianza en Jesús, hemos entrado en un Shabat permanente, ahora podemos orar a ÉL cada día, podemos cantar canciones cada día, podemos comer una comida especial cada día porque ÉL prepara una mesa de bendición delante de nosotros cada día, Jesús es nuestro Shabat, Jesús es nuestro descanso, ya no tenemos que trabajar / obrar para poder acercarnos a Dios, ya no tenemos que trabajar / obrar para poder agradarle, ya no tenemos que trabajar / obrar para ser justos delante de ÉL, ya no tenemos que trabajar / obrar para ganarnos bendiciones y/o recompensas . . . en Jesús todos los días son SHABAT, Shabat 24/7, 24 horas al día y 7 días a la semana ¡Qué pasada! . . . Todos los días podemos descansar creyendo en lo que Él es y en lo que Él hizo por nosotros . . .

“los que hemos creído entramos en el reposo . . . el que ha entrado en su reposo, también ha reposado de sus obras”
Hebreos 4:3a y 10a

Los judíos siempre han dado mucha importancia al Shabat y cuando los fariseos le dicen a Jesús que sus discípulos están quebrantando el Shabat, esto es lo que nuestro Señor les dice:

“el Hijo del Hombre es TAMBIÉN Señor del sábado.”
Marcos 2:28 – La Biblia Textual

¿Por qué dijo Jesús que el Hijo del Hombre es TAMBIÉN el Señor del Sábado? . . . Porque ÉL es el Señor del Domingo, del Lunes, del Martes, del Miércoles, del Jueves y del Viernes.

Jesús es el Señor de TODOS LOS DÍAS y cuando creemos en ÉL, todos los días se convierten en Shabat porque todos los días Jesús está con nosotros y en ÉL nuestras almas pueden descansar y nuestros corazones pueden estar seguros.

“Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar.”
Mateo 11:28