Esfuérzate en la Gracia

“Tú, pues, hijo mío, esfuérzate en la GRACIA que es en Cristo Jesús.”
I Timoteo 2:1

Cuando leía este versículo siempre me dejaba un poco perplejo, “¿Esfuérzate en la Gracia?” Normalmente solemos escuchar este tipo de exhortación en un contexto de obediencia y de obras: “Hay que orar más hermano, esfuérzate”, “Debemos evangelizar más, esforcémonos” . . . sin embargo, Pablo en este versículo NO nos dice que nos esforcemos en lo que nosotros podemos hacer, él nos dice que nos esforcemos en la GRACIA que es en Cristo Jesús, pero ¿Cómo se hace eso? Después de meditar en este versículo, creo que nos esforzamos en la gracia cuando confiamos completamente en lo que Jesús ha hecho por nosotros y en lo que Él nos ha dado, es decir, nos esforzamos en la gracia cuando vivimos confiando en Jesús, dependiendo de Él y descansando en Él . . . NO pensemos que Dios está con nosotros porque somos buenos, no pensemos que Dios nos da algo porque nosotros le damos a Él primero, no pensemos que Dios nos bendice porque hemos ganado de alguna forma su bendición, si pensamos así, entonces NO nos estamos esforzando en la gracia. Cuando vivimos una vida de fe, confiando y creyendo en nuestro Dios, en lo que Él nos ha dado por medio de Su Hijo y en lo que ahora somos en Él, entonces estamos esforzándonos en la gracia. En muchas ocasiones, somos tentados a pensar que Dios nos bendecirá porque nosotros le obedecemos o hacemos algo especial, esto ya NO es gracia, esto es obrar para obtener una recompensa, no caigamos en este tipo de pensamiento, perseveremos en la gracia y sigamos viviendo en fe disfrutando de la Presencia y de la bendición de nuestro Dios.

“. . . hablándoles, les persuadían a que perseverasen en la GRACIA de Dios.”
Hechos 13:43