El verdadero hijo de Dios es el que hace teshuvá (arrepentimiento) y obedece los mandamientos de la Torá (la Ley).

Esto NO es verdad porque ¿Dónde queda Jesús? ¿Dónde queda su sangre? ¿Él es la Salvación o no es necesario? . . . Hay muchos judíos que hacen teshuvá y obedecen la Torá y NO son hijos de Dios, hay muchas personas de otras religiones que hacen teshuvá y obedecen la Torá y no son hijos de Dios porque por mucha Teshuvá y por muchos mitsvot (mandamientos) y por mucha tsedaká (obras de caridad) y por 1000 cosas que hagamos, SIN JESÚS, nadie puede estar limpio en la presencia de Dios porque es su sangre la que nos limpia y quita nuestro pecado . . . repito: sin Su sangre, NO hay perdón (Heb. 9:22) . . .

“Y tú por la SANGRE de tu Pacto serás salva; yo he sacado tus presos de la cisterna en que no hay agua.”
Zacarías 9:11

“en quien tenemos redención por su sangre, el perdón de pecados”
Efesios 1:7

“Al que nos amó, y nos lavó de nuestros pecados con su SANGRE . . .”
Apocalipsis 1:5

Los hijos de Dios son los que ponen su fe y su confianza en Jesús y en su sacrificio, son los que le reciben poniendo su fe y confianza en Él.

“De éste dan testimonio todos los profetas, que todos los que en él creyeren, recibirán perdón de pecados por su nombre.”
Hechos 10:43

“Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios”
Juan 1:12

Mentiras Piadosas . . .

Mi Último Vídeo en Youtube

¡COMPARTE!

¡SÍGUENOS!

© 2019 Ministerio Luz a las Naciones
Cookies make it easier for us to provide you with our services. With the usage of our services you permit us to use cookies.
More information Ok Decline