¿La Torá de Moisés es buena?

Claro que la Torá es buena . . . nadie lo duda, el problema de la Torá de Moisés NO está en la Torá, está en nosotros que somos débiles y pecadores, por tanto, la Torá es un espejo limpio y precioso que me muestra lo sucio que soy . . .

“Porque sabemos que la ley es espiritual, pero yo soy carnal, vendido a la esclavitud del pecado.”
Romanos 7:14

Una vez que me doy cuenta que soy un ladrón porque la Torá dice “No robarás”, ¿qué hacer? . . . el apóstol Pablo nos dice que la Torá de Moisés nos lleva a Yeshua, Yeshua como cordero de Dios sin mancha que da su vida por nosotros pecadores, el inocente muriendo por los culpables, y ¿cómo supimos que éramos culpables? Gracias a la Torá de Moisés. Por tanto, ¿Para quién está la Torá de Moisés? Pablo nos da la respuesta:

“. . . reconociendo esto: que la ley no ha sido instituida para el justo, sino para los transgresores y rebeldes, para los impíos y pecadores, para los irreverentes y profanos, para los parricidas y matricidas, para los homicidas, para los inmorales, homosexuales, secuestradores, mentirosos, los que juran en falso, y para cualquier otra cosa que es contraria a la sana doctrina . . .”
I Timoteo 1:9 y 10

La Torá de Moisés NO ha sido instituida para el Justo, por eso nosotros como creyentes en el Mesías que llevamos a cabo la Ley del Mesías y la voluntad del Eterno, la Torá de Moisés NO es aplicable a nosotros, pero la Torá de Moisés SÍ es aplicable a los pecadores, transgresores, rebeldes etc etc etc Resumiendo, según las enseñanzas de Pablo, el creyente está bajo la Ley del Mesías, los no creyentes están bajo la Ley de Moisés . . .