¿Ningún incircunciso entrará?

¿Por qué Ezequiel 44:8-9 dice: Ningún incircunciso de Corazón y Carne entrará en el Lugar Santo si supuestamente ya no se necesita circuncisión?

JUAN RESPONDE:

Creo que este versículo NO está hablando de estos días ni de los venideros, creo que se refiere al pecado que había cometido la Casa de Israel . . .

Son ya demasiadas todas vuestras abominaciones, oh casa de Israel, cuando introdujisteis extranjeros, incircuncisos de corazón e incircuncisos de carne, para que estuvieran en mi santuario y profanaran mi casa; cuando les ofrecisteis mi alimento, la grosura y la sangre; invalidasteis, pues, mi pacto; esto además de todas vuestras abominaciones. 'No os habéis ocupado de guardar mis cosas sagradas, sino que habéis puesto extranjeros como guardas de mis ordenanzas en mi santuario.'
Ezequiel 44:6-8

Como la Casa de Israel había puesto incircuncisos en el Santuario, el Eterno afirma que han invalidado Su Pacto y les señala su voluntad diciendo:

"Así dice el Señor DIOS: 'Ningún extranjero, incircunciso de corazón e incircunciso de carne, entrará en mi santuario; ninguno de los extranjeros que están entre los hijos de Israel. 'Y los levitas que se alejaron de mí cuando Israel se descarriaba, que se alejaron de mí tras sus ídolos, llevarán el castigo por su iniquidad.
Ezequiel 44:9 y 10

Si te das cuenta el Eterno habla de los pecados de su Pueblo en pasado “los levitas que se alejaron de mí”, y las consecuencias las vemos en tiempo futuro, esto es lo mismo que sucede en los versículos anteriores, el Eterno habla en pasado cuando habla de la Casa de Israel, pero la consecuencia la pone en futuro. Creo que aquí NO habla de la época cuando estará vigente el Nuevo Pacto. Además te recuerdo que muchos mandatos en la Biblia NO están en el modo imperativo, están en el tiempo futuro, por ejemplo: Amarás al Señor tu Dios . . . esto está en futuro, NO en imperativo, pero es evidente que NO se refiere al futuro, se refiere a lo que debemos hacer en el presente, lo más lógico sería decir: Ama al Señor tu Dios . . . por tanto “ningún extranjero entrará” es un mandato que debía cumplir su Pueblo en ese tiempo, NO se refiere al tiempo futuro.